ECONOMIA

En diciembre, una familia tipo necesitó 76.156 pesos para no ser pobre

Según el INDEC, el mismo núcleo familiar precisó 32.964 pesos para no caer en la indigencia. Además, en el mismo mes, una familia de cinco integrantes, con dos adultos, dos niños y un bebé, debió tener poco más de 80.000 pesos para no ser considerados pobres, y 34.671 para no ser indigentes.

La canasta básica alimentaria tuvo un aumento de 3,9 por ciento, en diciembre, según el INDEC.

Diciembre fue el segundo mes en que estuvo en vigencia el congelamiento de precios de 1.432 productos básicos, principalmente, alimentos y artículos de limpieza e higiene. La medida, que se extendió hasta el 7 de enero pasado, fue tomada por la Secretaría de Comercio Interior para atenuar la inflación, que fue del 50,9 por ciento anual en el 2021.

Según informó el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC), la canasta básica alimentaria aumentó 3,9 por ciento, mientras que la canasta básica total lo hizo en un tres. En el primero de los casos, más allá del congelamiento, se trató del tercer incremento más alto del año, es decir que la medida no tuvo gran repercusión.

En el informe, el organismo oficial precisó que, en diciembre, una familia tipo, compuesta por dos personas adultas y dos niños, necesito 76.156 pesos para no ser pobre, mientras que para un adulto solo, el número debió ser de 24.643.

Por su parte, una familia de tres integrantes, con una mujer adulta, su madre y una pequeña hija, precisó 60.621 pesos para no caer en la pobreza, en tanto que, para dos adultos, dos niños y un bebé, el número asciende a 80.089 pesos.

En lo que respecta a la indigencia, una familia tipo precisó 32.964 pesos para no estar considerada dentro del grupo, mientras que, en el caso de una familia conformada por tres integrantes, la cifra se transforma en 26.243 y, para un grupo integrado por cinco, se debió precisar 34.671 pesos.

Fuente: https://www.el1digital.com.ar

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar